miércoles, 3 de marzo de 2010

NORMA PADRA


TEMPLO

En el templo de paredes oscuras
yacen los muertos.
Sobre la escalinata aguarda
la imagen esculpida
...............de una mujer.
Sin que nadie lo advierta,
entre sus manos crecen
.................... silenciosas
las flores que se ahogaron
.................. en la despedida.


-Buenos Aires-

15 comentarios:

Cecilia dijo...

será que el tiempo en las despedidas queda compactado, igual que las piedras... el tiempo todo en un adiós. Hermoso poema.

julia del prado morales dijo...

Despedida, tristeza y muerte unidas en finos versos, Julia

Alejandro Cabrol dijo...

.
.
.
falta tu idioma a media mañana

/y hay mucho viento… cada vez más/

las palomas rajan la superficie
sus zancas tres veces
graban en las gravas
historias con sonidos
que te estampillan

/ahora llueve, decididamente llueve/

miro fijo sin ver nada
soy esta estatua
debajo de la lluvia que la mancha

.
.
.

Juan Carrizo dijo...

¡Vaya manera de escribir mujer! profundas metáforas incentivan la imaginación del lector

Silvia Loustau dijo...

Imágenes que hacen temblar los sentimientos, traen ciertos recuerdos oscuros.
Con todo afecto,


Silvia Loustau

Mónica Angelino dijo...

Ya lo había leído y sin embargo me volió a sorprender como la primera vez.

!Te felicito, Norma!!


Besosssssss

Anónimo dijo...

Querida Norma: las imágenes excelentes del poema nos lleva a recorrer, junto a los versos, el templo, la escultura y encontrar el cuenco, donde esas lágrimas siguen dando vida. Un abrazo amigo, Laura Beatriz Chiesa.

Isa dijo...

Estimada Norma,

Poema breve, intenso y abundante en lecturas e interpretaciones subyacentes. El pesar de lo que se silenció vuelto alfaguara y obsequiante de vida. Me ha conmovido profundamente. Abrazo cálido desde la helada Londinium, Isabel

Betty Badaui dijo...

Tan real, tan bello, no obstante el tema, es un gusto encontrar imágenes como éstas en la brevedad de un poema.
Cariños
Betty

Anónimo dijo...

NORMA SOR JUANA DIJO VERDE ESPERANZA...TU LA PINTAS DE ROJO Y REVIVES LA MUERTE Y NUESTRO TEMPLO EN LA MUJER QUE NOS DA LA VIDA FLORECE LA ESPERANZA DE UNA ETERNA VIDA EN LAS MANOS SILENCIOSAS DEL ROSAL DE LA MUJER...VALE LA PENA HABERSE AHOGADO EN DESPEDIDA PORQUE NOS VOLVERMOS A VER...FELICIDADES POR HACERNOS FELICES, OCTAVIO!

galáctica dijo...

Norma: lo que no se dijo, lo que no se pudo continuar sigue existiendo en esas flores invisibles, que velan como espíritus la memoria del que no quiere y no puede olvidar, la fuerza de un amor que persiste más allá de la muerte. Energía y dolor conmovedor en este poema.La fuerza de lo frágil. Con afecto poético Irene Marks

Gustavo Tisocco dijo...

Hermoso Norma, ya lo conocía y me parece muy buen poema.
Un abrazote Gus.

Norton Contreras Robledo dijo...

hermoso y sentido poema.

Anónimo dijo...

Querida Norma: Una joya este poema y la palabra que más me viene en mente es "cincel".
Abrazos.

Jorge Luis Estrella

Anónimo dijo...

Hermoso poema Norma,tristeza, dolor,y en sus manos flores q crecen....esperanza q no muere.
Un abrazo
Rosa Lía