domingo, 10 de agosto de 2008

MARTA ORTIZ


Qué latido tensa
la levedad del poema
a pesar del portazo
que resintió la estructura
y cayeron las letras
como escombros
al piso.

Si martirio es la palabra
y furia y desenlace;
¿por qué entonces
este apremio de ópalo
...............alhucema y
.....................delirio?

3 comentarios:

Anónimo dijo...

felicito a la autora.
Silvina

Anónimo dijo...

TE DESEO MUCHA SUERTE EN LA LECTURA DE POEMAS, HOY, EN ROSARIO!!!
CARIÑOS DE NORMY

Vuelo de noche dijo...

gracias, Normy, por tu buen deseo. Leí a Emily Dickinson, el ciclo se llama Poetas leen a los poetas. Volver a una poesía transgresora para la época y tan fresca y a la vez profunda, me reconectó con uno de mis grandes amores poéticos, Emily, a quien siento como una de las grandes y predilectas herederas de la soledad, heroína gótica recluída en el cuarto alto de su casa... en fin, tanto que decir, tanto para volar con palabras. Volé con las palabras que ella hilvanó.